viernes, 13 de mayo de 2011

El monje que vendió su Ferrari (Segunda parte)

¿Qué aprendió el Monje que vendió su Ferrari?

En Sivana, con la guía de Yogui Raman, Julian Mantle aprendió muchas valiosas lecciones sobre la vida y la felicidad, y después de pasar años como monje decide visitar a su amigo John, en Estados Unidos y en una noche le cuenta toda su experiencia, antes de volver a marcharse de viaje, con la condición de que el continuara trasmitiéndola a muchas personas.

Estas son las valiosas lecciones y virtudes que aprendió El Monje que vendió su Ferrari, que  según  los sabios de Sivana, son el secreto de la felicidad:

  1. Dominar la mente. Es un jardín extraordinario y debemos cuidarlo.Tomar conciencia de los pensamientos implica observarlos, reconocerlos, controlarlos, cambiarlos, transformarlos. Cultivar pensamientos positivos, elevados y nobles.
  2. Perseguir el propósito. Enciende el fuego interior. Es vivir una vida con propósito. Hacer lo que te gusta hacer, usar y desarrollar tus talentos naturales. Soñar.
  3. Practicar el kaizen. El viejo arte del autoliderazgo, se trata del mejoramiento continuo.
  4. Vivir con disciplina. Ponerte metas, objetivos. Mejorar hábitos. Desarrollar una gran fuerza de voluntad.
  5. Respetar el tiempo propio, la más preciada mercancía. El tiempo es un recurso no renovable.
  6. Servir desinteresadamente  a los demás. Es el propósito fundamental de la vida, servir a  través de tus dones y talentos. Servir, ayudar, aportar. Especialmente a través de tus dones, pues los disfrutas naturalmente, esto te produce felicidad. Fluye, lo compartes, lo regalas, lo das.
  7. Abrazar el presente. El secreto de la felicidad de por vida. Valorar las cosas simples y sencillas de la vida, saborear el presente, tomar conciencia de la vida, disfrutar el viaje. La felicidad es un viaje, no un destino.
Los sabios del pueblo de  Sivana poseen una gran sabiduría y  tienen una excelente explicación del camino de la felicidad . En  mi opinión, nos enseña que la verdadera felicidad se encuentra dentro del ser humano, no en lo exterior y que la misma  se encuentra  realizando un viaje hacia el crecimiento espiritual y la expansión personal. ¿Y tú que opinas?.

    1 comentario:

    1. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

      ResponderEliminar